Centre Logopèdic, Psicològic i Psicopedagògic
Català
Castellano
Presentación
Nuestras bases
Objetivos
Servicios
Cómo llegar
Nuestro equipo
Nuestro centro
PRODISCAT - Enlace
Calendario
¿Tengo dislexia?
Historias de éxito
Testimonios
Publicaciones
Síndrome de Asperger
Día de la Logopedia
La discalculia
La dislexia
Día del Autismo
Reed.Psicopedagógica
Día de la Voz
El TDAH
Trastorno Lenguaje
TEA
Inteligencias
Síntomas dislexia
Comunicación bebé
Servicio orientación
Verano 2018
Sitemap


Visita núm.

Síntomas del TDAH y consejos para los padres

 

 

 

 

El TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad) es un trastorno de la conducta en el que intervienen factores genéticos y ambientales. Se suele empezar a diagnosticar alrededor de los 7 años y se manifiesta con un aumento de la actividad física, impulsividad y dificultad para mantener la atención en una actividad durante un periodo de tiempo continuado.

 

La conducta de los niños con TDAH presenta ciertos rasgos característicos que conviene que tanto padres como educadores consideren como indicadores de la existencia de este trastorno. Estos son algunos de los más relevantes:

 

-       El niño se mueve mucho en su asiento.

-       Corre y salta en situaciones inapropiadas.

-       Le resulta difícil jugar tranquilamente.

-       A menudo está muy excitado.

-       Responde antes de que la pregunta formulada finalice.

-       Interrumpe a otros compañeros en los juegos y conversaciones.

-       Le cuesta mantener la atención.

-       No sigue instrucciones ni termina las tareas.

-       Le resulta complicado organizarse.

-       A veces, se olvida de las actividades diarias.

 

Es importante cuando detectamos la sintomatología hacer un diagnóstico y en el caso de que se confirme el TDAH iniciar una reeducación psicopedagógica y/o psicológica y valorar si el paciente se puede beneficiar de tratamiento farmacológico.

 

A continuación queremos dar algunos consejos para todos los padres de niños con TDAH:

 

1.     Mejorad su autoestima. Enseñadle a descubrir en qué es bueno y todo lo que le hace una persona especial.

 

2.     Motivad su aprendizaje. Concentraos en el esfuerzo y no en las calificaciones. Si el niño mejora, conviene que le felicitéis porque aunque no haya llegado al nivel exigido, está en camino.

 

3.     Prestad una atención positiva. El niño tiene que notar que estáis interesados en ayudarlo cuando lo necesite, que le escucharéis y que no solamente estaréis a su lado para enfadaros ante los problemas. Se trata de ofrecer premios ante las conductas positivas y evitar los castigos continuos ante las negativas.

 

4.     Ante comportamientos inadecuados, retirad a vuestro hijo de aquello que pueda resultar peligroso para él o para los otros sin entrar en una discusión y esperad a que cese este comportamiento para dirigiros a él.

 

 

5.     Ayudad al niño a hacer las tareas paso por paso. Si le decís “recoge la habitación”, no sabrá a que os referís exactamente y se perderá en el camino. Mejor si le decís “ve a la habitación, coloca los juguetes en su caja, guarda la ropa en el armario y haz la cama, orden por orden.

  

GLP MARTIN - Rbla. Guipuscoa 79, 2-1 08020-Barcelona  | Telf. 93 352 85 59 | e-mail: carmen.martin@glpmartin.es

UA-12922229-1